Autorretrato asistido en el lago.

La mejor parte de viajar con Nelson es que también es fotógrafo. Entiende todo lo que quiero desde el primer momento, me ayuda a hacer las fotos más difíciles como cuando estaba en Epecuen montada en un árbol o en esta ocasión que entré al lago y no podía encargarme yo misma de hacer el disparo.
Siempre le dejo el encuadre que quiero y casi siempre me lo cambia un poco 😂 por suerte la mayoría de las veces sale todo bien. Le digo qué es mi trípode humano, porque la verdad es más fácil decirle a Nelson qué foto quiero lograr que correr yo de un lado para otro hasta lograr la toma.
En esta foto en particular entre al agua después de una noche helada. El agua estaba increíblemente fría, me hizo doler todo el cuerpo en segundos. Cuando salí del lago para revisar la toma no podía apoyar los pies en las piedras porque me producía muchísimo dolor así qué me tuve que ir gateando con el vestido helado y empapado hacia donde estaba Nelson que me observaba con cara de horror por semejante espectáculo 😂 la verdad estos momentos de locura y creación son de los que más disfruto en el viaje. Cada paisaje es una oportunidad.
¿Qué es lo más loco que ustedes han hecho para sacarse una foto? 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.